Este proyecto fue uno de mis primeros trabajos como freelance. En él tuve que crear desde cero la imagen corporativa de esta empresa. No existía logotipo y tras hablar con el cliente y enseñarle distintas opciones, optamos por un logo muy sencillo, de dos manos levantadas unidas por los pulgares en la que detrás aparecía de manera vectorial la estructura de una flor de loto.

Un logo sencillo, claro, muy lineal.

Una vez hecho eso, mediante el programa de diseño web, WIX, estructuré y di imagen a todas las pantallas. Dandoles el mismo ambiente y siguiendo paso por paso las indicaciones de mi cliente e indicándole qué era más visual o más atractivo para sus futuros clientes.

También diseñé el flyer y sus tarjetas de visita.

Esta web, de caracter sencillo y colores semejantes al papiro y al bambú, dio muy buenos resultados y aunque no es mi mejor proyecto, estoy muy orgullosa de él por ser el primero.